JORNADA NBA / PLAYOFFS 2022 (finales este)

Miami sobrevive a la baja de Butler y recupera el factor cancha

Victoria ante Celtics por 103-109 con 31 puntos de Adebayo y gran partido de Tucker

Boston recortó su desventaja de 26 puntos a 1 con 40 de Brown y un notable Horford

Ángel Mustienes |

Miami Heat sacó a relucir su impronta de equipo solidario y profundo para ganar en Boston 103-109 pese a jugar toda la segunda parte sin Jimmy Butler, una victoria que le coloca con ventaja de 2-1 en las Finales del Este y que le permite recuperar el factor cancha.

El equipo de Spoelstra dominó a placer a los Celtics en la primera parte, en la que llegó a amasar una ventaja de 26 puntos (20-46) en el segundo cuarto, pero estuvo a punto de dejarse por el camino toda esa renta, poniéndose a un punto Boston (92-93) a 2:40 del final con un Jaylen Brown encendido, aunque supo aguantar el tirón el equipo de Florida para imponerse a última hora.

Fue un partido muy movido en la enfermería y bastante accidentado. Boston jugó sin Robert Williams III (problema de rodilla), recuperó a Derrick White y durante el partido vio cómo Marcus Smart en el tercer cuarto y Jayson Tatum en el último se tuvieron que marchar a vestuarios con lesiones aparentemente serias para recuperarse muy pronto y regresar por el túnel de vestuarios a la pista, en una especie de doble heroica a lo Paul Pierce en las Finales de 2008, una doble heroica, especialmente la de Smart, que encendió al público sin terminar de resultar exitosa, siendo más efectista que efectiva.

Miami vivió con alegría la 'resurrección' deportiva de Bam Adebayo, que estaba haciendo unos playoffs algo decepcionantes. Hoy ha salido a la luz la mejor versión del All-Star, que ya al descanso llevaba tantos puntos como la suma de los 2 partidos anteriores ante Boston. Al final, imperial Adebayo con 31 puntos, 10 rebotes, 6 asistencias, 4 robos y 15 de 22 en el tiro de campo.

El otro gran jugador de Heat, una vez Butler no pudo jugar en toda la segunda mitad, fue P.J. Tucker, autor de 17 puntos, 7 rebotes, 3 robos, 3 triples y una magnífica defensa que anuló a Tatum. Estuvo P.J. metido en todas las salsas y en todos los fregados. Hiperactivo.

Max Strus sumó 16 puntos, tiró bien de 3 y resultó crucial al final con un triple cuando peor estaban las cosas para su equipo, con Boston colocándose con el cercanísimo 92-93. Ese triple fue el inicio de un parcial de 0-7 para Heat que le puso con un holgado 92-100. En la resolución del partido, otra cesta decisiva de Strus tras un robo de balón providencial de Kyle Lowry, que asistió a su compañero. Significó el 94-103 a 42,5 segundos del final. Boston tiraba definitivamente el partido con una pérdida de balón, su gran lacra en el juego hasta totalizar 24 en el encuentro.

Lowry fue la gran novedad de Miami. Volvió al juego el veterano base para ayudar a los suyos con 11 puntos, 6 asistencias, 4 recuperaciones y sabiduría en el juego.

Miami sobrevivió así a la lesión de Butler y al desatinado partido de Tyler Herro, que firmó un 4 de 15 en el tiro de campo sin meter un solo triple.

En los Celtics, magnífico Jaylen Brown a pesar de perder 7 balones. Hizo 40 puntos, 9 rebotes y un 70% en el tiro de campo. Maravilloso su paso al frente en la mala noche de Tatum.

Además, otro partido excelente de Al Horford, que aportó 20 puntos, 14 rebotes, 3 tapones y 3 asistencias en 42 minutos, con buenos porcentajes y acierto desde el triple. El elixir de la eterna juventud está ahora mismo en su poder.

Marcus Smart sumó 16 puntos y 7 asistencias, Daniel Theis fue titular, la rotación del equipo local volvió a ser corta con Grant Williams como único suplente productivo y Jayson Tatum acabó el partido con 10 puntos, 6 pérdidas de balón y 3 de 14 en el tiro en su noche para olvidar.

Capital en el triunfo de Heat la relación de balones robados y perdidos de ambos equipos: ¡Boston 2-24... Celtics 19-8! Importante también la mayor profundidad del banquillo visitante y la capacidad de Miami para rehacerse en el último momento tras dominar el marcador todo el partido y estar a punto de echar a perder una ventaja de 26 puntos.

La primera parte fue un monólogo de Heat gracias a un arranque espectacular y un primer cuarto que acabó 18-39. A los 4 minutos de juego ya habían anotado los 5 titulares de Miami, que a partir de un magnífico trabajo defensivo y un gran poderío físico maniató a Boston hasta tener ventajas enormes en el marcador que se mitigaron con el parcial de 11-2 con el que Celtics cerró el segundo cuarto para alcanzar el descanso 47-62 tras un triple de Tatum. Un resultado cómodo aún para los de Spoelstra a pesar de solo gozar en toda la primera parte de 3 tiros libres por 18 del equipo local.

El tercer cuarto empezó agitado. Miami dio la sorpresa de salir en su cinco de inicio con Victor Oladipo en lugar de Jimmy Butler, que según trascendió no jugaría más porque tenía inflamada una rodilla. Y poco después Smart sufrió una aparente lesión seria, dolorosa de ver, con grandes gritos en el suelo. Se marchó a vestuarios, pero regresó más tarde al juego en loor de multitudes, con locura desatada en la grada. Un triple de Smart y otro de Horford acercaron a Boston hasta los 9 puntos (65-74), pero reaccionó Miami para terminar el cuarto 15 arriba tras 12 minutos tensos, intensos, de puro playoff.

Fue en el último cuarto cuando se le puso más cuesta arriba el partido a Miami, con Jaylen Brown desatado, el susto de Tatum y ese 92-93 en el que la reacción local murió.

Estos Heat son un equipo vivo, muy vivo, pero habrá que ver en qué acaba la lesión de Butler y cómo queda la enfermería en estos dos equipos, porque esa va a ser una de las grandes claves del desenlace.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. AceptarConfigurar