JORNADA NBA / temporada regular 2020-2021

Brooklyn remonta 21 puntos a Denver para cortar su mala racha

Durant e Irving lideran el triunfo y Facundo Campazzo iguala su mejor anotación en la NBA

Ángel Mustienes |

Brooklyn Nets remontó una desventaja de 21 puntos ante Denver Nuggets para ganar a domicilio 119-125 y cortar una racha negativa de 4 partidos seguidos sin vencer. El cansancio hizo mella en las piernas de los Nuggets en la segunda parte.

De ganar 71-56 en la primera mitad a caer 48-69 en la segunda. El día y la noche. Denver venía de jugar 24 horas antes un complicado partido ante Utah Jazz y Brooklyn había tenido 48 horas entre su juego con Dallas y este con Denver, y ese día de descanso extra se nota, más aún a estas alturas de la temporada y con la multitud de bajas que tuvo que jugar el equipo local, que se presentó en el partido sin Jamal Murray, Aaron Gordon, Monte Morris, Will Barton, P.J. Dozier, Paul Millsap y Zeke Nnaji. Panorama desolador que Nuggets sigue transformando en bonancible, vistos sus resultados.

Esas bajas obligaron a Michael Malone a tirar de jugadores poco habituales y le llevaron a poner en algún momento en la pista un quinteto formado por Harrison, Howard, Cancar, Bol Bol y McGee. Difícil de sostener la competencia así.

No pudo ganar Nuggets en su último partido de temporada regular en casa y no pudo celebrar Facundo Campazzo con victoria otra notable actuación personal con la que igualó su mejor marca en la NBA como anotador con 19 puntos.

Pesó la calidad de Kevin Durant y Kyrie Irving, también la de Blake Griffin, que rememoró sus mejores tiempos con un tercer cuarto espectacular. Y no hay que olvidar que el equipo sigue sin James Harden.

Brooklyn, que ahora está más para pensar en quedar segundo superando a Bucks que en soñar con dar caza a los Sixers, tuvo a Durant con 33 puntos, 11 rebotes y 7 asistencias. Estuvo siempre en su sitio Durant, trabajó bien defensivamente en la segunda parte, lanzó con buenos porcentajes de acierto y metió 5 libres decisivos en los últimos 21 segundos del partido.

Irving no le anduvo a la zaga: 31 puntos, con 11 de 17 en el tiro y 4 triples anotados. Se mostró eléctrico por momentos, tuvo jugadas geniales, se metió en algunas pugnas deportivas con Campazzo, al que puso un tremendo tapón en la parte final del partido, y se cargó de faltas, aunque aguantó sin ser eliminado.

Griffin, mientras, metió 16 de sus 20 puntos en el tercer cuarto. Una auténtica exhibición del jugador en dicho cuarto, incluidos varios triples y una magistral canasta a aro pasado que hizo recordar tiempos pasados.

Jeff Green fue el cuarto mosquetero del equipo con 15 puntos.

Los Nets firmaron un potente segundo tiempo en el que se permitieron el lujo de anotar 41 puntos en el tercer cuarto y solo encajar 15 en el último, con Denver prácticamente desfondado y Nikola Jokic desesperado con los árbitros, a veces con razón y otras no.

El equipo de Steve Nash terminó con un 62,1% en el tiro de campo y un 51,6% desde el triple, además de forzar 33 libres y meter 27. Demoledora la ofensiva de los Nets.

Denver tuvo como máximo anotador a Nikola Jokic, autor de 29 puntos, 7 rebotes y 6 asistencias. El jugador serbio se fundió en la recta final al repartir su energía entre el juego y la mirada y la protesta a los árbitros. Michael Porter Jr. finalizó con 28 puntos, desapareciendo en el cuarto final tras protagonizar un inicio de partido apoteósico -metió los 11 primeros puntos de su equipo, hizo 17 en el primer cuarto y se fue con 21 al descanso-.

Y luego estuvo Campazzo. Fenomenal su primera parte (14 puntos) y, como todos sus compañeros, más gris la segunda para terminar con 19 puntos, 5 asistencias, 3 recuperaciones, ninguna pérdida de balón y 3 de 6 desde el triple en 34 minutos. Se fue 8 veces sin fallo a la línea de castigo.

Destacar además el tremendo descaro de Markus Howard, que metió 13 puntos en 13 minutos y que forzó la cuarta falta de Irving en el tercer cuarto con un 2+1. Austin Rivers, que fue titular, metió 12 puntos. Sigue trabajando bien desde que llegó al equipo.

La primera parte, mientras le duraron las piernas a Denver y mientras Brooklyn no tuvo conciencia alguna del trabajo defensivo, fue un coto cerrado en el que los locales dominaron a su antojo: 37-24 en el primer cuarto, máxima ventaja en el segundo de 21 puntos (66-45) y 71-56 al descanso.

Luego vinieron las rebajas. Con un parcial de 6-18 los Nets se metieron en el partido en el tercer cuarto con Griffin encendido, pero no fue hasta el último cuarto cuando el equipo de Nash se adelantó en el marcador (110-111 tras un triple de Joe Harris). A partir de ahí, Nets a más y Nuggets a menos, con el partido decantándose a favor del equipo que tenía más piernas y más calidad.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. AceptarConfigurar