JORNADA NBA / TEMPORADA REGULAR 2020-2021

Lakers vence en la prórroga a Jazz en un bello partido de rebajas

Schröder lleva el partido al tiempo extra y los Lakers ganan la prolongación 17-5

Lakers juega sin LeBron y Davis; Jazz lo hace sin Mitchell, Gobert, Conley y Favors

Ángel Mustienes |

Lakers venció 127-115 a Jazz en la prórroga en un encuentro con bajas de relumbrón en ambos bandos. Los angelinos salvaron el partido con una canasta de Dennis Schröder, su mejor hombre ante Jazz, que llevó el partido a un tiempo extra en el que fueron muy superiores.

Los locales contaron con buenos desempeños de Andre Drummond (27 puntos y 8 rebotes), el decisivo Dennis Schröder (25 tantos, 6 rebotes, 8 asistencias y 2 tapones) y Kentavious Caldwell-Pope (25 puntos y 5 triples). También llegaron a dobles figuras anotadoras Kyle Kuzma, Montrezl Harrell -jugando solo 21 minutos- y Markieff Morris.

Los visitantes tuvieron a Jordan Clarkson, que fue titular, con 27 puntos y 5 triples, al también titular de nuevo cuño Ersan Ilyasova con 20 puntos, 4 robos y 6 triples anotados de 8 intentos y a un enorme Joe Ingles con 20 puntos, 14 asistencias (¡7 en el primer cuarto!), 3 robos y 6 triples. Además, 19 tantos de Bojan Bogdanovic y 14 más 8 rebotes de Royce O'Neale.

Fue un bello partido, pero no dejó de ser un partido de rebajas. Lo que podría haber sido un duelo espectacular en la cumbre se quedó en un apreciable duelo a ras de tierra. La temporada empieza a hacerse muy cuesta arriba para casi todos, y las bajas empiezan a emponzoñar la competición.

La lista de bajas del Lakers-Jazz no podía resultar más deprimente. Lakers jugaba sin LeBron James y Anthony Davis; Jazz se presentaba en pista sin Donovan Mitchell, Rudy Gobert, Mike Conley y Derrick Favors. Demasiado duro de digerir.

Esas bajas fueron especialmente duras para Utah, que se quedó sin juego interior y que presentó una segunda unidad muy corta de calidad. En ese sentido, Lakers terminó haciendo valer su mayor profundidad como equipo, con el lujo que supone tener a Marc Gasol sin jugar un solo segundo.

Lo bueno en este deporte llamado baloncesto es que de las penurias se pueden extraer algunas joyas, y este partido, a su modo, resultó ciertamente entretenido, intenso y emocionante, con dos formas radicalmente opuestas de afrontar el juego a raíz de las bajas de unos y otros.

Lakers recuperaba, entre otros, a Andre Drummond, y Jazz no tenía un solo jugador que oponer a Drummond al estar fuera Gobert y Favors. El titular en el puesto fue Ilyasova, cuya calidad nadie va a poner en duda a estas alturas, pero cuya capacidad para contener a un pívot puro como Drummond resulta bastante limitada. Pero para compensar ese agujero... ¡Ilyasova metió 5 triples en el primer cuarto en una exhibición exterior espectacular!

Más allá de ese comienzo, Lakers explotó su juego interior y Jazz vivió de su tiro exterior en un partido que empezó con ofensiva a todo trapo y escasas defensas y que derivó poco a poco en defensas mucho más ajustadas. Lakers dejó a Jazz en 20 puntos en el tercer cuarto y Jazz dejó a Lakers en 16 en el último a partir de una defensa zonal que se le atragantó sobremanera al equipo de Frank Vogel.

De hecho, Lakers se fue del tercer cuarto ganando  94-82 y llegó a estar 14 arriba en el último, pero de nada le sirvió. Utah se llegó a adelantar 98-100 con un triple de Joe Ingles, espectacular su partido, con un parcial de 4-18 en el cuarto. A partir de ese momento, igualdad, con Lakers intentando sobreponerse a esa defensa zonal que le estaba causando auténticos quebraderos de cabeza.

El final resultó más que interesante, con Dennis Schröder, liderando de verdad esta vez, salvando la situación a Lakers con una capacidad de resolución maravillosa. ¡El alemán anotó 6 puntos en los últimos 75 segundos del cuarto final, incluidos los que forzaron la prórroga!

Un triple de Jordan Clarkson había puesto con ventaja a los Jazz (108-110) a 8,7 segundos del final tras el tiempo muerto solicitado por Snyder y una estupenda penetración de Schröder por el centro de la zona ganando por velocidad a Royce O'Neal empató el partido a 110 restando 3 segundos para el final.

La prórroga fue otra historia. El dominio de Lakers fue aplastante con Schröder, Drummond, Kuzma y Caldwell-Pope sentando las bases del triunfo con un tremendo 17-5 en los 5 minutos extra para el definitivo 127-115. Sí, ¡Lakers metió más puntos en los 5 minutos de la prórroga, 17, que en los 12 minutos del último cuarto, 16! Se notó el fondo de armario de los angelinos respecto al de los de Salt Lake City, que no hicieron más que fallar tiros exteriores en el tiempo extra.

Schröder sacó del partido en la prórroga a Ilyasova al cometer el turco su sexta falta y KCP tuvo que abandonar la pista en pleno éxtasis personal al subírsele un gemelo como consecuencia de su derroche físico.

Lakers ganó con un 51,6% en el tiro, dominio lógico e incontestable del rebote y buenos momentos defensivos. Jazz perdió a pesar de su muy efectivo trabajo zonal y sus 23 triples (batió el récord de intentos triples esta temporada en la NBA con 59).

A Utah le pesan las prórrogas en esta temporada triunfal para el equipo. Todavía no sabe lo que es ganar una.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. AceptarConfigurar