JORNADA NBA / TEMPORADA REGULAR 2020-2021

Phoenix supera la expulsión de Booker y derrota a los Lakers

Los Suns pueden con los 38 puntos de LeBron y se colocan segundos en el Oeste

Lakers baja a la tercera plaza de la conferencia tras jugar sin Davis, Gasol y Kuzma

Nigel Correas |

Demostración de fuerza de los Suns en el Staples Center. Phoenix superó la expulsión de Devin Booker. Sin su gran anotador salió adelante. Hasta ganar a los Lakers en L.A. Victoria por 104-114 para situarse segundos en el Oeste.

El triunfo deja a Suns con marca de 23-11. Por el 24-12 de Lakers. Ahora son segundo y tercero. La Conferencia Oeste queda encabezada por Utah (1º) y Phoenix (2º). Los equipos angelinos a rebufo. La temporada pandémica es camino abonado a las sorpresas. Porque esta no es una temporada normal.

Lakers, por ejemplo, jugó sin Marc Gasol y Kyle Kuzma. Además de seguir sin Anthony Davis, claro. El español se cayó del partido por culpa de la pandemia. Y Kuzma por un problema físico. Demasiadas bajas de peso. Por muchas críticas que reciban Gasol y Kuzma. Lakers sin ellos es menos.

LeBron James no puede hacerlo todo. Aunque a veces da la impresión de que sí puede hacerlo. Hoy mismo pasó eso. ¡Qué 36 años los de este señor! Logró 38 puntos con 16 de 24 en el tiro. Metió 23 puntos en la segunda parte. Hizo 14 en el cuarto final. Llevó su cuerpo al límite. Otra minutada. Otro sobreesfuerzo. ¿Será infinito el cuerpo de LeBron? La NASA debería estudiarlo. Por si es un extraterrestre. El resto de Lakers parece bastante mortal. A veces, demasiado.

La expulsión de Booker

Se jugaga el tercer cuarto. Pareció la jugada clave, pero no lo fue. Quedaban 7:10 para el final del cuarto. Se acumulaban las técnicas. A Frank Vogel. A LeBron James. Y por partida doble a Devin Booker. Por reiterar su protesta. Expulsado. Palo de los grandes para Phoenix. Booker es su mejor anotador. Y también lo estaba siendo en el partido. Anotó 15 puntos en la primera parte. Con los Suns dominando 53-60. Y se fue del encuentro con 17. Era la gran oportunidad de Lakers para enderezar el partido. Pero no lo hizo. No enderezó nada.

Phoenix sobrevivió a la expulsión de Booker. Controló con mano maestra el marcador. Como hizo casi todo el partido. Y terminó ganando sin apuros.

Importante la aportación de Dario Saric en el cuarto final. Para acabar con 21 puntos. Mikal Bridges sumó 19. Y se mostró activo en muchas facetas del juego. Deandre Ayton fue a menos. Pero le dio para sumar 17. Los mismos que el expulsado Booker. Y Jae Crowder hizo 15 con 4 de 5 desde el triple. Es decir, 5 jugadores en 15 o más puntos. El poder del colectivo. En ataque y en defensa. Porque estos Suns defienden. Y ya han ganado 15 de sus últimos 18 partidos.

Lujo para Suns ganar sin Booker y con un Chris Paul a medio gas. Sí, dio 10 asistencias con una sola pérdida. Pero Paul fue incapaz de desarrollar su mejor juego. Y no dio un paso adelante en la ofensiva tras la desaparición de Booker. Parecieron pesarle algo las piernas. Terminó con 8 puntos. Solo tiró 4 veces a canasta. Pero siempre aporta.

Los de Arizona asistieron 30 de sus 38 canastas. Tiraron muy bien de 3. No perdieron hilo en el tiro libre en un partido con poco margen de maniobra. Y fueron, en definitiva, superiores a los Lakers. Unos Lakers que ya empezaron mal el partido. Con un primer cuarto paupérrimo en ataque.

LeBron no tuvo demasiada ayuda. Le escoltaron Dennis Schröder y un notable Tylen Horton-Tucker. El primero con 17 puntos. El segundo con 16 en 19 minutos. Activo Alex Caruso. Este nunca se esconde. Y poco más, la verdad. Unos Lakers poco convincentes.

En la línea de los sonoros fracasos: Kentavious Caldwell-Pope y, sobre todo, Montrezl Harrell. El primero ya no sorprende a nadie. Lleva encadenadas una buena cantidad de actuaciones groseras. No mete nada. Fallón. Inactivo. Escondido. El segundo tenía su gran oportunidad. Pero mandó su titularidad directamente a la basura. Jugó 19 minutos insostenibles. Mal, muy mal.

Lo mejor para Lakers es que llega el parón del All-Star. Es lo que necesita el equipo. Descanso. Un pequeño reseteo. Recuperar a Anthony Davis.

Mientras, los Suns están calientes. El parón les vendrá bien como a todos. Pero peor que a muchos de sus rivales.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. AceptarConfigurar