JORNADA NBA

/ PLAYOFFS 2019-finales este

Toronto hace historia y se mete en las Finales de la mano de Kawhi

Los Raptors remontan a los Bucks y ganan el título del Este tras lograr 4 triunfos seguidos

Los locales se meten en el partido con un parcial de 26-3 entre el tercer y el cuarto cuartos

Ángel Mustienes |

Toronto Raptors ha remontado 15 puntos a Milwaukee Bucks para ganar su cuarto partido consecutivo a los de Wisconsin, imponerse 4-2 en las finales de conferencia, lograr su primer título de la Conferencia Este y meterse por primera vez en su historia en las Finales de la NBA de la mano de Kawhi Leonard.

El mejor equipo de la temporada, los Bucks de Giannis Antetokounmpo, mordió el polvo tras pasar del 2-0 al 2-4 en un espectacular giro de guion protagonizado por unos Raptors intensísimos.

Victoria por 100-94 en el sexto partido para provocar la explosión del interior y del exterior del Scotiabank Arena en un partido cuyos segundos finales no parecían acabar nunca, con los árbitros de revisión en revisión de vídeo hasta que todo finalizó con el júbilo y el éxtasis de los Raptors.

Kawhi Leonard fue la gran estrella con 27 puntos, 17 rebotes y 7 asistencias. Fue él quien rescató a su equipo en el momento en el que peor se encontraba y es su llegada esta temporada a Toronto la que ha desatado toda una revolución en el equipo canadiense.

A su lado, los 18 puntos de Pascal Siakam, los 17 con 8 asistencias de Kyle Lowry y los 14 con 4 triples de 5 intentos de Fred VanVleet, providencial un día más. Marc Gasol jugó 26 minutos para 6 puntos y 3 rebotes, haciendo un gran trabajo en defensa y apenas tirando a canasta, y Serge Ibaka sumó 9 tantos y 3 rebotes en 25 minutos ofreciendo un buen rendimiento y un par de mates espectaculares.

Crucial el parcial de 26-3 que permitió a los locales volcar el encuentro. Toronto perdía 61-76 a 2:18 del final del tercer cuarto y a 6:46 del final del encuentro ganaba 87-79. Un baño de juego y de intensidad que alcanzó su mayor grado con el 87-79, una jugada tremenda de Kyle Lowry, plena de visión de juego, para asistir al matazo brutal de Kawhi Leonard en la cara de Antetokounmpo. Para enmarcar. Los decibelios dentro del pabellón se dispararon.

El inicio de Milwaukee fue tremendo: 6-14 en los primeros 6 minutos. Toronto era incapaz de anotar hasta que un parcial de 10-2 puso el 16-16 en el marcador. Luego, parcial de 12-2 para Milwaukee para el 18-31 con el que acabó el primer acto. Y es que todo el partido se rigió por tirones en el marcador, por rachas de uno u otro, rachas cuya máxima expresión fue ese 26-3 para Raptors forjado entre el final del tercer cuarto y los primeros minutos del último período.

Los Bucks ya se habían puesto con 15 puntos de ventaja en el segundo cuarto (18-33 y 23-38) con un gran Ersan Ilyasova, que le comió la tostada a Nikola Mirotic. El hispano-montenegrino pasó de empezar la serie siendo titular a desaparecer por completo de la rotación de Mike Budenholzer. No jugó hoy ni un solo segundo.

Pero esos 15 puntos casi se enjugaron en el segundo acto con parcial de 21-8 para Toronto. Eso sí, jugándose el segundo cuarto, Marc Gasol y Serge Ibaka ya acumulaban 3 faltas cada uno.

Los Bucks controlaban el partido. Se fueron ganando al descanso tras capturar 18 rebotes en su canasta y no permitir ni un solo rebote ofensivo a Toronto.

Llegado el tercer cuarto, más de lo mismo. Dominio visitante y el +15 en el marcador repitiendo máxima ventaja. En ese momento, Leonard se echó el equipo a la espalda, siendo el gran artífice de la gran remontada. Grande su tercer cuarto y grande también su intensidad en el cuarto final.

Un matazo de Ibaka puso el 78-78, una canasta de Siakam adelantó a los Raptors 80-78 tras no tener la delantera en el marcador desde el 6-3 de los inicios del partido. Y luego llegaron un triple del acertado VanVleet (que le quitó los minutos al desacertado Danny Green), otra cesta de Ibaka y la portentosa jugada Lowry-Leonard para poner ese 87-79 que enloqueció a la grada.

Milwaukee recuperó hasta el 87-86, pero no llegó más allá. En la recta final, interminable recta final, Toronto aguantó la presión para definir desde el tiro libre y hacer historia.

No sirvieron los 21 puntos y 11 rebotes de Anteto, ni los 18 con 9 rebotes y 4 tapones de un gran Brook Lopez. Tampoco los 14 de Khris Middleton. El mejor equipo de la fase regular hincaba la rodilla. Nick Nurse y los suyos lucharán con los Warriors por el anillo.