TEMPORADA REGULAR 2017-2018

Los Jazz ganan en San Antonio con 34 puntos de Ricky Rubio

Utah vence sin Donovan Mitchell y logra su 5º triunfo seguido con el récord anotador de Ricky

Ángel Mustienes |

Ricky Rubio estuvo inmenso en San Antonio
Ricky Rubio estuvo inmenso en San Antonio (Javier Rojas/Zuma Press/Icon Sportswire)

A estos Utah Jazz no les paran ni las situaciones tensas en el aire. El equipo de Salt Lake City tuvo un vuelo problemático camino de San Antonio, pero una vez en el AT&T Center el equipo de Quin Snyder volvió a desatarse ofensivamente en la pista para ganar.

Quinto triunfo consecutivo de los Jazz, ¡4 de ellos fuera de casa!, y nueva ofensiva brutal, con 129, 129 y 120 en sus últimos 3 partidos y victorias ante Warriors y Spurs, equipo al que ya han vencido 2 veces esta temporada.

Fue la gran noche de Ricky Rubio. Utah jugó sin Donovan Mitchell, que venía de meter 40 puntos en el anterior partido, pero que se quedó en su casa enfermo. Ante su ausencia, Rubio se reveló en su faceta más estelar y batió su récord de anotación en la NBA ofreciendo una actuación maravillosa.

Rubio se elevó hasta los 34 puntos y 9 asistencias con 11 de 14 en el tiro de campo y 3 de 4 desde el triple. Noche para recordar la del internacional español.

Su equipo se fue 49-61 al descanso y aguantó a los Spurs en la segunda mitad para ganar 111-120 anotando el 57% en el tiro de campo y un 52% desde más allá del arco.

Sorprendió el partidazo del novato Royce O'Neale, autor de 18 puntos, 5 rebotes, 5 asistencias, 3 robos y un inmaculado 4 de 4 desde el triple. Además, 14 puntos de Derrick Favors, doble-doble bajo de Rudy Gobert y muy buenos minutos del brasileño Raul Neto.

Gasol de suplente

Gregg Popovich busca soluciones a la crisis de su equipo, pero no las encuentra. Anoche dejó a Pau Gasol como suplente y a Davis Bertans como titular, pero poco importó.

El único elemento fiable en los Spurs fue LaMarcus Aldridge con 31 puntos. No estuvo mal la segunda unidad texana, que sumó 45 puntos con 3 jugadores en dobles dígitos ofensivos. En esa suplencia de lujo, buenos minutos de Tony Parker, 13 puntos en 25 minutos de Manu Ginóbili y 8 tantos y 11 rebotes en 20 de Pau Gasol. Lujo es poco para definir a la suplencia de Spurs.

La casi siempre sólida defensa de San Antonio nada pudo hacer ante el constante y brillante movimiento de balón de Utah, una circulación siempre dispuesta al pase extra. Estos Jazz empiezan a carburar a lo grande y se acercan a puestos de playoff.