MERCADO NBA

La llegada de Lue a Dallas pone contra las cuerdas a Barea

El pivot Theo Ratliff ficha por Detroit Pistons

hispanosnba.com |

Dos equipos en los que juegan baloncestistas hispanos han fichado jugadores en las últimas horas: Dallas Mavericks, donde milita Barea, y Detroit Pistons, donde lo hace el argentino Walter Herrman. Los primeros se han hecho con los servicios del base Tyronn Lue y los segundos con los del veterano pivot Theo Ratliff.

La llegada de Lue a Dallas pone en entredicho al puertorriqueño José Juan Barea. El jugador hispano empezó la temporada con muy buen pie, jugando bastantes minutos en algunos partidos y aprovechando perfectamente sus oportunidades, pero según ha ido transcurriendo la Liga Regular su suerte ha ido languideciendo.

Primero fue la llegada al equipo del base estelar Jason Kidd, un jugador que por su trayectoria quitó muchos más minutos a Barea de lo que lo hubiera hecho Devin Harris, que se marchó a New Jersey.

La presencia de Kidd había relegado a Barea a una situación muy marginal en la rotación de Avery Johnson, situación que puede convertirse en extrema con el fichaje de Tyronn Lue, que ejercerá de segundo base del equipo, a lo que hay que sumar la capacidad que tiene Jason Terry para jugar también en esa posición.

Lue empezó la temporada jugando en Atlanta Hawks, pero en febrero se fue a Sacramento Kings en el canje que llevó a Bibby a Atlanta. Los Kings le cortaron de inmediato y ahora recala en su tercer equipo de la temporada, los Dallas Mavericks.

Se trata de un armador de juego cuyas virtudes máximas son la rapidez y el tiro de media y larga distancia. Un jugador con dotes ofensivas y defensivas, pero con una limitada capacidad organizativa.

Lue, de 30 años, fue drafteado en 1998 y desde entonces ha disputado 493 partidos en la NBA con unos promedios de 9,1 puntos por partido y 3,4 asistencias, alcanzando un porcentaje en el lanzamiento triple del 38,7%.

Ratliff vuelve a Detroit

Al igual que hiciera Kidd hace escasas fechas con Dallas, Ratliff vuelve al equipo que le seleccionó en el draft allá por el año 1995. Entonces, el pivot fue elegido en primera ronda por unos Pistons en los que militó los tres años siguientes.

El retorno del hijo pródigo se hizo realidad el pasado martes en un acuerdo que permitirá que el jugador recale en el conjunto de Michigan por lo que resta de temporada.

Ratliff, nacido en el estado de Alabama hace 34 años, arrastra una prolija carrera profesional que le ha llevado a jugar 689 partidos en la NBA con unas medias de 8 puntos, 6,2 rebotes y unos impresionantes 2,67 tapones. Ese aspecto intimidador y su capacidad defensiva es lo que buscan los Pistons en Ratliff, que ya no es el que era.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. AceptarConfigurar